Publicado el Deja un comentario

Seguros de salud ¿cuál elijo?

Health Care Costs
Foto: 401(K) 2012

Si nos lo podemos permitir, tener un seguro de salud es algo que nos hace la vida más cómoda. Cuesta dinero, si. Pero la ausencia de tiempos de espera para visitar a un médico de cabecera, a un especialista o cuando necesitamos de una intervención …no tiene precio.

Dejando estos aspectos al margen, la relación entre el coste y los servicios que tienen cabida en la póliza en cuestión es un aspecto muy a tener en cuenta. Evidentemente, todos queremos garantías sobre los aspectos más fundamentales de la salud sin que nos cueste un ojo de la cara.

Hace un tiempo, para encontrar la mejor oferta era indispensable que recorrieses una a una las oficinas de las diferentes compañías, te sentaras a echar números y eligieses la mejor para ti. Pero los tiempos cambian. Con la llegada de Internet, en lugar de tener que ir en persona a dichas oficinas podías consultar todo a través de la página web de cada mutua. Sin duda, un proceso más cómodo ya que no implicaba un desplazamiento pero que, igualmente, resultaba bastante laborioso y requería de muchas horas de dedicación.

Con la idea de ayudar a las personas en esta tarea es como nacen los comparadores de seguros y de otros muchos servicios. Estos comparadores son muy sencillos de utilizar ya que basta con introducir una serie de datos relevantes para conseguir un listado de las compañías que ofrecen pólizas con los servicios en cuestión y a qué precio de forma que, con un solo vistazo, puedes conocer cuáles son las más económicas. Un ahorro importante de tiempo y, posteriormente, dinero.

Uno de los mejores ejemplos, es www.kelisto.es/seguros-salud, un comparador que no cobra comisión a sus clientes y que promete comparar todas las aseguradoras, mostrando precios comunicados por ellas, en tan solo tres minutos. De esta forma se acabaron las incomodidades, las largas esperas y las jornadas maratonianas haciendo números y echando cuentas. Tienes toda la información en tu mano en un abrir y cerrar de ojos.

Por todo ello, si estás cansada de las esperas y piensas en hacerte con un seguro de salud, no dudes en utilizar los servicios de un comparador, ya que te permitirá ahorrar tiempo y dinero. Porqué la mejor manera de prevenir un mal mayor  es haciéndote de un buen seguro de salud por lo que pueda pasar … Y ojalá sea el peor negocio de tu vida!

Eso significará que gozas de muy buena salud 🙂

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.