carbonato de sodio: qué es y cómo se usa

El carbonato de sodio o carbonato sódico (conocido en inglés con el nombre de “washing soda” o “soda ash“) es una sal blanca y translúcida, muy alcalina, cuya fórmula química es Na2CO3.  Es una sustancia natural procedente de un mineral llamado trona. Es  usada desde hace cientos de años en la fabricación de jabón, vidrio y tintes.

¿Para que se usa el carbonato de sodio?

El carbonato de sodio es un gran aliado en productos para la limpieza del hogar: lavar la ropa, quitamanchas (grasa y vino), desengrasante para productos de limpieza para la cocina, desincrustante para el baño, etc.

  • Es desengrasante y ayuda a eliminar manchas en la ropa.
  • Ablanda el agua, favoreciendo la acción del jabón y la creación de espuma.
  • Mantiene los colores ( de hecho se usa en el teñido de ropa como fijador de los colorantes).
  • También se utiliza como descalcificador (para la limpieza de baños y azulejos por ejemplo).

En jabones líquidos de uso doméstico, elaborados con potasa y aceite de oliva, es un ingrediente casi necesario, ya que por un lado espesa el jabón (textura gel) y por el otro, mejora las propiedades limpiadoras.

No confundir!

El carbonato de sodio, no es lo mismo que el bicarbonato sódico, ni que la sosa cáustica.

Son 3 cosas distintas, así que es muy importante no confundirlas.

Cómo usarlo

Lavadora: Podemos usarlo tal cual (en polvo, sin diluir), añadiendo 1 cs por ciclo de lavado.

También podemos usarlo diluido en agua muy caliente y añadirlo al jabón líquido. Si queremos potenciar el efecto desengrasante de un jabón líquido (por ej. para una fórmula de jabón líquido para lavar platos y cacharros de la cocina), el carbonato de sodio es un gran aliado. Pero debemos tener en cuenta 2 cosas:

  • Antes de añadir el carbonato de sodio al jabón líquido debemos disolverlo en un poco de agua muy caliente (en agua fria no se disuelve). Una vez disuelto, lo añadimos al jabón.
  • Si la fórmula del jabón líquido tiene un alto porcentaje de aceite de oliva, lo espesará, tomará una consistencia de gel.

Precauciones

No es comestible, debemos evitar inhalarlo. Evitar contacto con ojos y mucosas. Guardarlo en un lugar seguro, alejado de los niños.  Usar guantes cuando cuando lavemos con carbonato de sodio.

Mercè Castells – Tutora de los cursos online:

Guardar