Publicado el Deja un comentario

Propiedades del aloe vera

El aloe vera, también llamada sábila, es una planta perenne que aunque parece un cactus, pertenece a la familia de las liliáceas (como el ajo, el lirio o el tulipán entre otros). Es una planta “suculenta” que significa que contiene gran cantidad de jugo y es este jugo precisamente el que la ha convertido a lo largo de la historia en una de las plantas más usadas por diversas civilizaciones.

Propiedades del aloe vera

Propiedades del aloe vera

Aunque el aloe ha sido usado desde muy antiguo por diversas culturas como la china o egipcia, en los últimos años se ha incrementado su uso al demostrarse científicamente que:

  • es un limpiador y antiséptico natural (contiene al menos seis agentes antisépticos: lupeol, ácido salicílico, nitrógeno de urea, ácido cinámico, fenol y azufre)
  • penetra fácilmente en la piel y en los tejidos (en algunas ocasiones cruzando siete capas distintas)
  • actúa como anestésico calmando todo tipo de dolores (especialmente los musculares y de las articulaciones) y tranquilizando los nervios
  • posee una gran actividad bactericida
  • destruye numerosos tipos de virus
  • es fungicida
  • es antiinflamatorio
  • es antiprurítico (alivia y detiene el picor o comezón)
  • es altamente nutritivo (contiene vitaminas, minerales y azúcares)
  • dilata los capilares sanguíneos incrementando la circulación en la zona afectada
  • descompone y destruye los tejidos muertos (incluyendo el pus)
  • favorece el crecimiento celular normal (acelerando la curación de llagas y heridas)
  • hidrata los tejidos y es antipirético (elimina la sensación de calor en las llagas, úlceras e inflamaciones)

Su capacidad regeneradora se debe fundamentalmente a su poder para incrementar el riego sanguíneo en la zona donde se aplica de manera que a un mayor aporte de sangre se produce una mayor renovación celular.

El gel de aloe se obtiene de la pulpa de las hojas frescas y basales de las plantas que tienen entre 3-5 años. Se trata de un líquido claro y mucilaginoso, casi transparente. Eliminándose primero la capa externa.

Sus principales componentes: agua 94-95%, polisacáridos mucilaginosos 3-4% y un resto formado por azúcares y otros (sales minerales, vitaminas, aminoácidos, enzimas y fitoquímicos). Los polisacáridos le otorgan capacidad para retener agua.

USOS: tratamiento de heridas, eccema, psoriasis, reumatismos, irritación, prurito e inflamación de la piel o mucosas. Se incluye en la formulación de numerosos productos cosméticos, sobre todo para la protección de la piel, bálsamos postsolares, etc

Si quieres aprender a usar el aloe vera en cosmética natural, te recomendamos nuestro curso Cómo usar la planta de aloe vera

En el siguiente video Francisco Julian nos explica cómo preparar el aloe vera para usarlo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *