esencias para el invierno

Mientras el hemisferio sur disfruta del calor, en el hemisferio norte acogemos un frío invierno.

El frío lo acalla todo, si te coge en casa, te apetece acurrucarte en una manta, adormecerte… Si es muy intenso, te debilita, pero si los administramos bien, te fortalece.

El invierno es tiempo de recogida, de noches largas y frías…
La aromaterapia puede ayudarnos a disfrutar al máximo de esta estación tan silenciosa… Esencias saladas, tónicas y calentadoras como el enebro, el romero, el tomillo, el jengibre o la canela pueden ayudar a combatir las extremidades frías, las articulaciones anquilosadas y el destemple interno.

Podemos añadir 15 gotas de uno o varios aceites esenciales en aceite de avellanas o de almendras y calentar la mezcla levemente. Podemos aplicarla dándonos un suave masaje en el cuerpo. También podemos añadir unas gotas al gel de baño y dejar el aroma nos invada cuando contacte con el agua caliente de la ducha!

También podemos escoger algunas esencias cítricas de invierno para contrarrestar la tristeza que se genera en el corazón de algunas personas con el acortar de los días. Esencias ricas, armoniosas y que hacen ver la vida de forma optimista: bergamota, pomelo y naranja.

Y para los que nos gusta adentrarnos en los muy adentros y observar nuestros indicios de consciencia os animo a oler, en vuestras meditaciones, la esencia u oleorresina de incienso o de sándalo. El aroma, fuente de inspiración y conexión con partes de mi yo que me hacen ser mejor persona, es desde ahora nuestro amigo en las emociones.
Disfrutar y compartir

Bea Lavado
Tutora de los cursos de Aromaterapia, Cosmética Natural , Fitocosmética y Emulsiones naturales
Elaborando CosméticosLa Redoma Creativa

Guardar

Guardar